martes, 19 de febrero de 2013

Voltaire


Siempre perdono a los débiles y soy inflexible con la maldad... Los hombres, en general, son tan traicioneros, tan envidiosos y tan crueles que resulta reconfortante encontrar uno que sea meramente débil.

2 comentarios:

  1. Hola,tus poesías me parecen muy interesantes.Me gusta en especial la manera de expresar tus sentimientos.
    Yo tambien tengo un blog de poesía.Te envio la dirección para que las leas y me comentes que te parecen:

    http://anna-historias.blogspot.com.es/

    Saludos

    Anna

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Anna, pero como podrás comprobar, no soy yo quien expresa nada sino los autores. Un saludo.

    ResponderEliminar